COMO EMPEZÓ TODO…(parte I)

En ocasiones habéis mostrado interés por saber como empecé, cuales fueron mis inicios…

Pues hoy, os lo empiezo a contar, vosotr@s lo habéis querido, y encima con pocas fotos!!!!!!, (tal vez a alguien le sirva de algo);

Quizá, algun@s ya habréis leído en algún lugar un poco de mi historia, (siempre se utiliza la misma frase cuando se me hace referencia: “…Nace en la cuna de una familia muy relacionada con el mundo del arte…”, debe quedar muy bien…). Hoy solo me remontaré a mis orígenes, para que sepáis que fueron muy humildes (quien me conoce bien, lo sabe), me parece interesante dejar constancia que el tópico: “no hay nada imposible” es verdad, uno mas…

Me crié y estudié en mi barrio…. Vallecas… que no te brindaba muchas oportunidades a priori, eso es verdad. Pero al que tengo un enorme cariño, sin ser ya ni la sombra de lo que fue, y del que salimos en lo que a mí respecta, una generación de gente sana, inquieta, que disfruta su presente, valora su pasado y cree sobre todo en su futuro. Y del que me quedan unos cuantos buenos amigos, en especial mis dos primeras amigas del alma (desde la guardería), con las que compartí risas, lloros, aparatos dentales y algún que otro flautazo, entre otras cosas.

Mi clase… la del vestido amarillo soy yo. Mi abuela, convenientemente le quitaba todo el “glamour” a mi look, añadiendo el jersey de cuello alto… “quita quita con el frio que hace…”🙂

Alguna buena amiga mas, de cursos superiores, con la que compartí -o lo intenté- mi primer cigarro (que por suerte para mí, no me gusto!) y como no, lo que parecía ser primer amor…😉

Vivía con mis abuelos paternos (en “Mi primer post” os cuento mas cosas sobre mí en este sentido, que no quiero aburrir!… Ay, mis yayos…)

Estudié en un modesto colegio Publico, en teoría laico, pero su directora Doña Maruja, no acepto demasiado bien que por mí y algunos compañeros más, tuviera que crear la asignatura de “ética” que hasta entonces no existía (gracias al peleón de mi tío Isaac, mi tutor en los estudios, que se convirtió en el presidente de la asociación de padres, que tampoco existía) y para la que por cierto, no teníamos al principio ni libro… Y nunca dejó de castigarnos, si cuando entraba en clase y decía: “Ave María Purisima!….”, no nos levantábamos con el correspondiente: “sin pecado concebida…”, que a mi me sonaba a chino. Colegio donde dicho sea de paso, sacaba muy buenas notas y donde, cual Forrest Gump, corría y corría sin parar, como si en ello me fuera la vida, ganando casi siempre a todos los chicos de mi clase, de lo cual, tampoco sé bien por que, tan orgullosa estaba… Hasta que un día, como a Forrest también, me pareció que seguir corriendo no tenía sentido🙂.

Creo que tengo 7 años y de nuevo el cuello alto, menuda era mi abuela. Por cierto, siempre llevaba sus jerséis, hechos por ella así como a ojo, y siempre perfectos. Mi pelo, ya pretendía ser rizado, pero se lo impedía la tirantez con la raya esculpida…🙂

Igual me he ido muy atrás?, bueno, no tiene remedio, sigo…

Siempre me apasionó dibujar, mi padre, me regalaba unos cuadernos de dibujo increíbles! y unas estupendas ceras “Manley”, con las que nunca me quedaba nada tan bonito como yo imaginaba (no por eso deje de intentarlo), y con las que creía ya con 7 años, que era una profesional sin el reconocimiento suficiente… Recuerdo las caras de decepción de mis amigas que esperaban que mi regalo de cumpleaños fuera una Nancy o un álbum de recortables, y el placer que yo sentía cuando habría el block y veía esa primera hoja, pulcra, receptiva y a la espera… Feliz!

Con mi padre, mi primera visita al Zoo. (recuerdo el olor a elefante!)

Con algún profesor conecté especialmente, (Señorita Alicia, la profe mas moderna y especial que nadie podría tener, ya en el 82 se llevaba a clase su pan de centeno y sus yogures bio, -nunca entendí que pintaba en ese colegio-, Don Alfredo, sensible y con una forma de mirar que decía muchas cosas, Don Jesús, profe de dibujo y sociales, un poco bruto pero muy buena gente, Doña Paquita, profe de Mates… Recuerdo un día en el que decidió definirnos a todos, uno a uno, con una frase, y cuando llegó  a mí dijo: “Alma,… Alma tiene un misterio, la miras y lo ves en sus ojos”, esto fue como con 11 o 12 años, me impactó la frase sin entenderla, y todavía no la puedo olvidar, ni supongo entender).

Seguimos… estábamos en que me gustaba dibujar…

Tras terminar el instituto, dibujando de forma autodidacta, y un poco perdida, hice dos años de Administración (de la que saqué al menos dos cosas, por un lado el amor de mi vida, Fran, la mitad de mí y de todo lo que hago!, y por otro, lo que porras es “el debe” y “el haber”… en fin). También en ese tiempo, encontré el valor suficiente para enseñarle al mundo mis dibujos y mis primeros reconocimientos… y no es que andara yo sobrada de autoestima precisamente.

Tras este lapsus que el destino me tenía preparado, empecé un año de Bellas artes que no terminé (me parecía que cualquier objetivo en este sentido, estaba demasiado lejano y en ese momento, no tenía la paciencia suficiente).

El tiempo pasaba y yo no encontraba mi camino.

Seguía dibujando y comencé a vender mis ilustraciones, dibujaba desde horóscopos hasta dibujos infantiles, pasando por joyas (sin saber como, hice unas ilustraciones para Ansorena y todavía recuerdo lo que sentí cuando las vi en su catalogo).

Un buen día la directora de una revista para la que también dibujaba, me encargó algo especial… Me dió una diapositiva de un diseño de Karl Lagerfeld y me dijo: “Alma, puedes hacer una ilustración de esto?”, yo dije: “supongo que sí”,  sin saber que ese dibujo cambiaría mi vida y sintiéndome mas pequeña que una lenteja en el mar .

Mientras lo hacía, disfrute como nunca, intentando representar aquella maravillosa prenda (que tuve que mirar con lupa), a la que no tuve mas remedio que aportar algún cambio, que no supe ni de donde me salió, y cuando la termine pensé: “esto es exactamente lo que quiero hacer”.

Desde ese momento empecé a dibujar solo eso, figurines de moda,  y a medida que dibujaba y dibujaba, me dí cuenta que empezó a ser mucho mas importante lo que representaba con el dibujo, que el dibujo en sí.

Una amiga unos años mayor que yo, vio mis dibujos (seguro por cierto, que no es consciente para nada de que fue ella quien me dio la pista) y me dijo: “Alma, ¿por que no estudias diseño?”, pensé: “DISEÑO?, PUES SI!”.

Busque en Madrid centros donde poder estudiarlo y lo hice, durante 3 años. Con el enorme esfuerzo económico que esto supuso a mis abuelos, pensionistas, que hacían verdaderos malabares procurando además que no se les notara demasiado para no angustiarme, por llegar a fín de mes.

(desgraciadamente mi abuelo no me vio casi ni terminar mis estudios… mucho menos, lo que finalmente hice, gracias a él)

Me gusta esta foto por lo poco que se me ve, me la hizo mi hija con mi móvil y un buen día la encontré.

De esos 3 años, puedo reseñar lo que tarde en entender la construcción de un simple patrón base, lo competitiva que era la gente en general, mi interés por lo que me contaban,  y lo claro que tuve desde el principio que yo lo que quería hacer, era diseñar, aunque para ello tuviera que ser mas incompleta de lo que mi escuela me hubiera prometido hacerme (no quería ser patronista, me asustaban las maquinas de coser y nunca supe venderme demasiado bien), solo quería ser DISEÑADORA… es mas, de algún modo sabía que ya lo era.

Continuará…

Alma

(por cierto, prometo que si encuentro alguna imagen más que merezca la pena, la adjuntaré, para que sea menos ladrillo)

17 pensamientos en “COMO EMPEZÓ TODO…(parte I)

  1. Es muy interesante y te diré que sí, que a algunos si nos sirve y no sólo a los que queremos ser diseñadores sino a todos los que intentamos hacer realidad ese “sueño” o ese destino que creemos tener.
    Muchas gracias Alma.🙂

  2. Me sigues dejando pensativa, recreándome en tus comienzos y lo mejor es que poco a poco nos vas contando de tu vida, de tus sueños hechos realidad, de los que te quieren.
    Solo puedo darte las gracias por tu generosidad, y por ponerme otra vez una sonrisa en la cara, que me sigue pareciendo muy favorecedora.
    Y por hacerme disfrutar de este rato y sobre todo por tu empuje tan contagioso!
    Muchos mimos y una sonrisa!!

  3. Me encanta que cuentes tu historia, creo que es importarte ver que los sueños a veces se cumplen.
    Hace muchos años que te sigo tuve una época que quería diseñar aunque el destino tenía otro camino preparado para mí, pero como adoro tus diseños y me encanta tu nombre se lo puse a mi hija pequeña y muy curiosamente (vamos es casualidad) tu hija pequeña nació el 5 de julio como yo, la verdad que me hizo gracia la coincidencia.
    A la espera del próximo capítulo !!!!!
    Mucha suerte

  4. Me ha gustado mucho, queremos saber tanto de ti que desconocemos, de todo lo que nos puedes llegar a enseñar, sorprender y sobretodo ayudar y culturizar

    Un abrazo y espero ansiosa la segunda parte
    Gracias!

  5. wow!!no sabes la inyección de motivación que he tenido ahora mismo leyendo parte de tu historia.
    Acabé de estudiar diseño este año y aún estoy encauzando mi vida en este mundillo tan dificil. Con ganas me has demostrado que se puede!!
    GRACIAS Alma.

  6. Te tengo tan presente!! Como recuerdo los dias q compartimos en la academia.Jajaja haciendo trabajos en la máquina de tu abuela para la clase de taller.¡y tus dibujooooosss! tus figurines te representaban a ti.Te encantaba ponerles el pelo rizado y muy cargado.Siempre fuiste especial y con talento.Un beso enorme desde canarias….Ahhhh y a Paco Alkaide otro genio q nos abrio los ojos!!

  7. Bueno, ya se como muchas veces que vas al cine a ver una peli, que esto tiene final feliz. Aun asi me presta saber todo detalle! Ya estoy enganchada y quiero segundo capitulo😉
    Que cosas e? Cm se va” tejiendo” la vida!! Que vivimos solo…80 años por ejemplo? Pues a vivir la vida cm dios manda!

  8. Muy interesante Alma! Se me hace corto, necesito saber más, con ganas de leer el próximo. Me gusta como escribes, como nos cuentas tus cosas, llegas así a toda la gente que te lee. Te leo en el próximo. ¡Besitos!

  9. Almita, añadire algo muy importante y es lo trabajadora, inteligente, sensible y cariñosa , que siempre fuiste. En las condiciones, materiales o de espacio, mas dificiles, la pequeña casa de tus yayos, pero que tu organizaste como un gran estudio.
    Y las condiciones de amor y de entrega de alguien que tú y yo queremos y que ha sido nuestra madre, a pesar de la diferencia de edad, nada menos que 44 años. Tu relato me hace añorarla tanto..!. Bueno reina sigue siendo tan autentica y especial.
    Un beso,( como veras te sigo aunque no nos veamos). Maria Angeles.

    • Jorge!, madre mía cuanto tiempo…. entre los mensajes que habéis escrito, estáis compañeros del cole y hasta profesores!! (que mas se puede pedir…) Un besito

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s